FORD GT – EL ECOBOOST MÁS RÁPIDO.

Amigos y amigas de Garaje21, si os hablo de Ford, posiblemente penséis en Focus, Fiesta o Mondeo. Y en el mejor de los casos Mustang o alguna versión RS. Pero esta semana vamos a dar un paso más y conoceremos con detalle el súperdeportivo de la marca estadounidense. Un coche que tiene el motor Ecoboost más rápido hasta el momento. ¡Vamos allá con el Ford GT!

Directos al grano. Directos al motor del Ford GT.

El motor de este GT es un Ecoboost V6 biturbo de 3.5 litros que ofrece en su versión para EE.UU. una potencia de 647Cv y 746Nm de par máximo.

Es sin duda el motor Ecoboost más potente y rápido de Ford. Alcanza una velocidad máxima de 348 Km/h y a partir de las 3.500 rpm alcanza el 90% de par máximo.

Para comprobar el rendimiento del vehículo y sus características en pista se realizó una prueba en el Circuito Calabogie Motorsports Park de Canadá. Las condiciones fueron exactamente las mismas para varios coches, incluso con el mismo piloto. Y el Ford GT consiguió un tiempo de 2:09.8, estando por delante del McLaren 675 LT (2:10.8) y del Ferrari 458 Speciale (2:12:9).

Raj Nair, vicepresidente ejecutivo de Desarrollo de Producto Global y jefe técnico de Ford asegura que “el Ford GT es puro rendimiento” y que están “extremadamente satisfechos de cómo rinde, tanto en circuito como en carretera”.

Características del Ford GT.

Su peso no supera los 1400Kg y como buen coche deportivo, su relación peso/potencia es excelente, logrando 2.14kg por cada CV. Podemos calificarlo de un coche fácil de domar gracias a sus sistemas dinámicos activos. Éstos son los responsables de conseguir un equilibrio perfecto entre agarre y estabilidad a cualquier velocidad. Además, el vehículo de serie no tiene nada que envidiar al que se utiliza para la competición. Elementos como la suspensión y su aerodinámica son prácticamente los mismos. Por no hablar de la cantidad de fibra de carbono que encontramos casi en la totalidad del coche. El resultado es una máquina increíble de fabricación en serie que nada tiene que envidiarle a los prestigiosos McLaren o Ferrari.

FORD Y SU INTENCIÓN DE DEPORTIVIDAD.

El Ford GT de segunda generación fue fabricado en 2016 para celebrar el 50 aniversario de la victoria del Ford GT40 en “Las 24 horas de Le Mans”. Menuda manera de celebrar el triunfo de un súperdeportivo, ¿verdad? ¡Construyendo otro mejor!

En realidad este Ford GT de 2016 no es que sea una continuación del modelo histórico GT40. El Ford GT nació en 2005 como modelo único y nuevo de Ford, inspirándose en la estética del GT40 de los años 60. Hace ya unos cuántos años Ford dejó claras sus intenciones respecto a la deportividad de sus vehículos. El planteamiento que han tomado como filosofía de marca es tener en su catálogo una gama de coches deportivos en diferentes rangos. Hablo desde las versiones ST o RS de Focus o el Fiesta, hasta el famoso Mustang GT.

UN GT CON 40 PULGADAS DE HISTORIA.

La inspiración del actual Ford GT viene del Ford GT40. Un modelo construido en 1965 única y exclusivamente para el circuito. Su objetivo era participar en las carreras de resistencias y hacer frente a Ferrari, que había sido seis veces campeón, desde 1960 hasta 1965.

El nombre GT hace referencia a la categoría de Gran Turismo y el 40 al número de pulgadas que tenía de altura. Concretamente 40 pulgadas equivale a 1016mm. Es decir, 1 metro de altura. Tenía un motor V8 central trasero de 4737cc y un peso de escasos 900Kg.

La jugada le salió muy bien a Ford. Con el Ford GT40 consiguió ganar 4 veces consecutivas las “24 Horas de Le Mans”. Desde 1966 a 1969, ambos inclusive.

Reflexión final.

Si la jugada le salió bien a Ford Motor Company cuando fabricó el GT40, también ha salido ganando con la fabricación del nuevo Ford GT. Aunque sea un coche único y diferente en la gama e historia de Ford, se inspira estéticamente en el clásico GT40.

Actualmente la competencia de coches deportivos de alta gama es muy alta. Aunque el Ford GT es un coche de fabricación en serie y legalizado para nuestras calles, es coche que pide a gritos correr y desahogarse pero en un circuito. Está estrictamente pensado para competir y sacar todo su rendimiento. Me sorprende que sus prestaciones, de serie, ya ronden los 650Cv y un altísimo par motor.

Posiblemente el GT sea lo más parecido a un coche de competición apto para la calle. No se anda con rodeos, no busca una gran comodidad en la suspensión ya que busca la estabilidad perfecta para coger cada curva lo más rápido posible. No necesita plazas traseras, dos ocupantes son suficientes. Y una excelente aerodinámica que su homólogo de competición mantiene de manera muy similar.

Ford lo prometió y Ford lo consiguió.  Se propuso tener toda una gama de coches deportivos y potentes en su plantilla y los tiene. Fiesta ST, Focus RS, Shelby GT350R Mustang, Ford F-150 Raptor y ahora el increíble Ford GT.

Esto sólo es la punta del iceberg y Ford ha demostrado que es capaz de hacer el motor Ecoboost más rápido jamás construido en serie. Pero… ¿hasta dónde será capaz de llegar el departamento de Ford Performance? Tiempo al tiempo chicos, tiempo al tiempo…

¡SUSCRÍBETE A GARAJE21!
¡CONSEJOS Y REPORTAJES TE ESTÁN ESPERANDO!

Cada coche es único y ha sido construido para transmitirte una sensación. Vamos a descubrir juntos la esencia de cada vehículo.

No te enviaré Spam ni compartiré tus datos con terceros.

By |2017-02-19T02:13:11+00:00febrero 18th, 2017|Reportajes|0 Comments

Leave A Comment